Dopamina en la vida

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on whatsapp
WhatsApp

Por Lights Magazine

Justo esta semana estaba platicando con una amiga que inició la dieta hace 2 semanas. Se inscribió al gym, fue con la nutrióloga y al no ver los resultados inmediatos, se desanimó.

¿QUÉ ES LA DOPAMINA?

En sencillas palabras es la que manda la energía a nuestro cerebro.

La dopamina es el centro del placer, regula la motivación, el deseo, y hace que repitamos conductas que nos dan beneficios y alegría, también se le identifica como la hermana de la serotonina.

Si te sientes desmotivado con frecuencia y no terminas de leer el libro, no das el 100 en tus actividades porque pierdes interés, y por más que intentes “echarle ganitas” no le ves salida al asunto, es la falta de dopamina.

Los cambios van por etapas, es decir, lo que te hacía feliz a los 10 años, no es lo mismo que en los 20, 30, 40, 50 y 60 años, hay que buscar motivaciones que nos mantengan alerta y que seamos productivos. Esto también va de la mano de la sociedad en que vivimos, de las personas de quienes nos rodeamos, y de nuestro nivel de estudios que nos ayuda a ver más allá.

¿Sabías que en el cerebro la motivación y la frustración comparten estructuras cerebrales?

Hay cientos de libros de autoayuda que te recomiendan hacer ejercicio, dieta , saludar a alguien, y que en 21 días hará que cambies y seas mejor persona; esto es por cómo funcionan las neuronas y no es porque “le echamos ganas”.  La actitud es lo que nos hace sentir que podemos lograr lo que nos propongamos, claro que hay que tener metas reales, porque si nos trazamos objetivos inalcanzables perderemos el interés porque así funciona el cerebro, por ejemplo aprender chino mandarín en 10 días. No podemos ser “robotitos” en la vida, esperando que los otros nos marquen la pauta que debemos seguir. 

¿Te ha pasado que estás súper emocionado por tomar una decisión y al paso de los días el interés se pierde? Ahí es cuando vemos qué tan necesario es actuar y si vale la pena la meta, por ejemplo, el año pasado empecé a estudiar hebreo, se me hacía algo tan interesante, así como su historia y su cultura, hasta que vi que era un idioma muy complicado para mi y que no tenía con quién hablarlo y salían carísimas las clases online a distancia desde Tel Aviv.  Eso fue por la dopamina que me hizo arriesgarme, además del vendedor a distancia que fue súper amable y recuerdo que me dijo: “¿para qué quieres auto nuevo si puedes andar en bus?” (claramente no sabe que los camiones urbanos en México y en Israel no son iguales).

Los incentivos ya sean económicos o de reconocimiento es lo que nos hace conseguir objetivos, tú eres el primero, debes reconocer cuando haces bien las cosas y, si eres constante, tu cerebro aprenderá nuevos hábitos, aunque no sea el famoso reto de los 21 días.

Entre más nos cuesta hacer algo, más es la satisfacción que tendremos, es por eso que tenemos que vivir la experiencia, pues nos ayuda mucho más en la vida.

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp

- ARTÍCULOS RELACIONADOS -

- DÉJANOS TUS COMENTARIOS -

-- ARTÍCULOS POPULARES --

- ESTAMOS EN FACEBOOK -

- ÚLTIMOS TUITS -

© [wpdts-year] - LIGHTS MAGAZINE Ilumina tu mente es
una marca registrada ante IMPI. Nuevo, Laredo Tamaulipas,
México CP 88270 Tel. 867-719-1642

POLÍTICA DE PRIVACIDAD