¿Cuándo debes de cambiar de doctor?

Por: Lights Magazine

A la mayoría no nos gusta consultar al médico porque tememos que nos den un mal diagnóstico; hay quienes piensan que se convertirán en clientes y no en pacientes. Por eso, hay varios signos que nos pueden ayudar a saber cuándo cambiar de doctor.

Ir con el médico no debería ser más sufrimiento del que ya creemos que tenemos. Hay quienes tienen una relación médico-paciente respetuosa y de confianza. Además, el médico debe saber explicar con palabras sencillas los resultados y si hay dudas, mandar a hacer otros estudios; el paciente también debe tener la disposición de atenderse como se recomienda.

Conoce lo que distingue a un doctor de otro: la ética médica

Sin embargo, hay ciertas situaciones que pueden hacerte pensar en cambiar de doctor. Sigue tu instinto.

No tiene tiempo para atenderte

Puede ser muy reconocido, pero si te cambia la cita de último momento o prefiere atenderte en el horario que le parezca conveniente, reconsidera atenderte con ella o él.

 

No te permite consultar otros médicos

Hay especialidades que van de la mano, los médicos no son todólogos. Cuando el resultado que dan no parece el adecuado, tú como paciente puedes querer tener una segunda o hasta tercera opinión. El primer médico no debe hacerte sentir mal porque consultaste con otro tus resultados. Menos aún si el tratamiento que te indicó es de por vida.

No hay respeto mutuo

Si no te ve a los ojos cuando le explicas tus síntomas o se queda medio dormido en plena consulta, mejor busca otro especialista. Cuando hay respeto, el paciente suele seguir al pie de la letra el tratamiento. Además no debe hacerte sentir que “haces preguntas tontas” ni decir que “ahí está Google para las dudas que tengas”. Lamentablemente, sí pasa.

Equipo de trabajo

Desde la recepcionista hasta la enfermera y el lugar de trabajo, todo debe inspirarte confianza. El trato debe ser condescendiente. Las enfermeras son punto clave para saber si continuas yendo o no.

 

Primero paga, después te atiendo

Como todo servicio profesional, hay un acuerdo de pago que debe respetarse, pero si por alguna razón no te quiere atender si te encuentras en mal estado y te manda a una institución pública, cambia de doctor.

Historial clínico

Se nos llega a olvidar, pero debemos tener copia de los medicamentos que nos han recetado y guardar los análisis que nos han realizado en los últimos 5 años. Más vale tener todo preparado por si un día hay que cambiar de doctor.

Lights Magazine TV

Una revista para toda la familia. #IluminaTuMente

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *