Hiperpaternidad

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on whatsapp
WhatsApp

Por Lights Magazine 

Temidos por maestros y pedagogos. La hiperpaternidad se puede describir como estimulación precoz, exceso de actividades extracurriculares, cero tolerancia a la frustración y constantes enfrentamientos con aquellos que no consideren a su hijo como un Dios.

Aunque al comienzo se hace con buena intención, con el tiempo se va exagerando hasta el punto de evitar el desarrollo de los hijos, como la obtención de autonomía, el esfuerzo, tiempo para jugar y creando niños temerosos del mundo.

Este prototipo de educación se desarrolló en EE.UU. y es común encontrarlo en familias de clase media y alta. Quienes ejercen una crianza basada en estar siempre encima suyo, anticipándose a sus deseos y resolviéndoles todos sus problemas.

En el siglo pasado la educación se definía como relajada. Las tendencias han cambiado y ahora se considera como algo “malo” el no prestarle la completa atención, hasta el punto de mantenerlos en un pedestal en los que les rinden culto. Tal pareciera que para ser ¨Buenos Padres¨ deberíamos de evitarles cualquier contacto con la frustración, diversas actividades y seres que deseen hacerles algún daño.

Pero este modelo no es algo nuevo, sino que es la unión de diversos modos de crianza como son los padres helicópteros, padres que se la pasan rondando alrededor de los hijos, los aspiradora, quienes evitan que ellos tropiecen con la menor de las piedras, los guardaespaldas, aquellos supersusceptibles ante cualquier crítica sobre sus hijos y algunos otros como los padres-mánager, madres-tigres, etc.

 

¿Cómo saber si eres un Hiperpadre?

  • Hablan en plural: “Hoy tenemos examen”
  • Están obsesionados con que reciban la mejor educación.
  • Discuten las posiciones de los maestros o entrenadores en función de sus hijos.
  • No les permiten colaborar en las tareas del hogar.
  • Ejercen de chofer, entrenador, profesor particular y mayordomo.

 

Consecuencias

  • Generan una serie de carencias emocionales, los niños no saben desenvolverse en un grupo de personas.
  • Se sienten débiles y con miedos.
  • Pueden desarrollar un comportamiento narcisista

 

¿Cómo evitarlo?

Para combatir la hiperpaternidad se debe realizar un underparenting, es decir, ponerles menos atención. No digo que dejen de interesarte, se trata de “sana desatención”,

No cargar su mochila por el simple hecho de hacerlo. El que ellos la lleven genera responsabilidad.

No dejar a los niños interrumpir conversaciones.

No preguntarles siempre y a cada momento que es lo que quieren comer o hacer.

También el no pasar el día elogiándolos o subiendo fotos suyas a redes sociales.

No involucrarnos tanto en la escuela.

La educación no consiste solamente en obtener títulos, sino en saber enseñarles a dar las gracias, asumir las consecuencias de sus actos y concitar una frustración.

Tipos de Hiperpaternidad

Padres Helicóptero

Se la pasan rondando alrededor de sus hijos.

 

Los Guardaespaldas 

Aquellos súper susceptibles ante cualquier crítica hacia sus hijos.

 

y algunos otros como los padres-mánager, madres-tigre, etc.

Ilustraciones por Lights Magazine.

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp

- ARTÍCULOS RELACIONADOS -

- DÉJANOS TUS COMENTARIOS -

-- ARTÍCULOS POPULARES --

- ESTAMOS EN FACEBOOK -

- ÚLTIMOS TUITS -

© [wpdts-year] - LIGHTS MAGAZINE Ilumina tu mente es
una marca registrada ante IMPI. Nuevo, Laredo Tamaulipas,
México CP 88270 Tel. 867-719-1642

POLÍTICA DE PRIVACIDAD