Nuevo Laredo ante la era Trump

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on whatsapp
WhatsApp

ENTREVISTA A LUIS PÉREZ-BENÍTEZ

EXPERTO EN POLÍTICA Y ECONOMÍA INTERNACIONAL

En últimas semanas el tema de la relación diplomática y comercial entre México y Estados Unidos ha estado sobre la mesa. En el mundo en general hay cierta incertidumbre sobre qué va a pasar con el ahora presidente de los Estados Unidos de América, Donald J. Trump. Por esta razón conversamos con el Lic. Luis Pérez-Benítez, respecto a cómo se percibe el ambiente en el área política y comercial entre los 2 Laredos.

EE. UU. no puede cancelar el TLCAN, se echa la “soga al cuello”.

LM.- En la relación México-Estado Unidos ¿qué postura debemos tomar como pueblo soberano ante el gobierno de Estados Unidos?

LPB- Pienso que Donald J. Trump ha venido a alterar las formas de la diplomacia con las que hemos actuado durante muchos años México, EE. UU. y con los demás países. Eso de soltar ideas o dar órdenes ejecutivas por tweets se me hace no solo desagradable sino informal porque es el presidente de un país y no un estudiante de universidad que está “twitteando” sus ideas. Entonces creo que debe haber respeto entre los países, pero es entendible por parte de quien viene.

LM.- Respecto al muro, ¿por qué otros medios informativos afirman que lo están planeando en secreto Peña Nieto y Donald J. Trump?

LPB- Creo que le ha fallado a nuestro presidente de México y creo que está cambiando la forma de cómo dirigirse y cómo manejar esta situación. Definitivamente el muro ya está, yo siento que ya hay un muro desde hace muchos años no solo físico sino virtual. Eso en lo personal no me preocupa. Lo que sí me preocupa es la forma con tanto coraje que se expresa hacia el país mexicano y hacia otros países. Eso es lo que extraña y lo que no debería de ser. El presidente Obama deportó cerca de tres millones de personas en sus ocho años de gobierno y a 1 semana de finalizar su mandato canceló la Ley “Pies Secos, Pies Mojados” y hay muchos inmigrantes varados en la frontera.

LM.- Entonces, ¿por qué nos enojan las declaraciones de Donald J.  Trump?

LPB- Efectivamente, el expresidente Obama el último día de su mandato canceló la Ley. Pudo haberle dejado el paquete a Trump, por algo no lo hizo, lo desconocemos, pero asumió la responsabilidad.

Nada más que Obama hizo muchísimas cosas: hubo guerras, invaciones, detenciones en el extranjero, pero lo hizo políticamente y Trump lo está haciendo de otra forma, es su estilo personal de gobernar, pero creo que le está causando muchos problemas. Nunca se había visto que se manifestaran en las calles tantas personas en los EE. UU. Entonces, está difícil la situación.

LM.- Referente al TLCAN, con la actitud del gobierno estadounidense en estos momentos hacia México, ¿cómo lo podemos tomar?

LPB- EE. UU. está en lo correcto, cada país tiene razón de proteger su economía de la manera en la que consideren procedente pero lo que no tiene derecho a hacer EE. UU. es pasar por encima de un Tratado entre los tres países. Tiene sus normas y es muy fácil: si se quiere salir es nada más de que nos avise, claro con las consecuencias que esto va a traer no solo para México y Canadá sino para el propio EE. UU. Otra recomendación es, si se siente  que hay un daño desproporcionado con los otros países, tiene derecho a hacerlo valer y entonces se vuelven a sentar a negociar los países para sacar adelante el problema: renegociarlo. Es decir, está en ley y puede hacer cualquiera de las dos cosas.  Yo dudo que se salga del Tratado, se echaría la “soga al cuello”.

LM.- ¿En la frontera nos hemos aprovechado tanto como el presidente de EE. UU. dice?

LPB- Se ha beneficiado a México y sí tenemos un superávit, cosa que ya le está “dañando” a los EE. UU. Sí nos ha ido bien comparado con antes de la entrada del Tratado pero no ha sido general en todo el país, el beneficio no ha alcanzado a todos, sino a unos cuantos, quizás el Norte y el Centro pero no al Sur, hay mucha pobreza ahí.

LM.- Firmó para salirse del Tratado Transpacífico entonces los demás países se pusieron alertas: Alemania, Japón, Rusia, China y piensan que ellos pueden llenar los espacios que EE. UU. deje vacíos ¿usted cree que veremos a chinos y rusos aquí en la frontera?

LPB- Si la cosa se pone difícil con Trump en el gobierno de EE. UU., es probable que sí. Ahora, no son las únicas inversiones que tenemos nosotros de EE. UU. Son muy grandes, dependemos ahorita de ellos pero si nos vamos al 93, había aranceles, había una serie de barreras arancelarias, no arancelarias y sin embargo sobrevivíamos. Entonces, es cosa de renegociar nuevamente.

LM.- Vimos a finales de enero el boicot hacia empresas americanas donde los principales afectados íbamos a ser los mexicanos. ¿Qué nos falta para poder negociar o por qué los ciudadanos queremos negociar?

LPB- Hay una interrelación muy fuerte entre los tres países que firmaron el TLCAN. Hay empresas canadienses en México, especialmente en Monterrey, y de Estados Unidos. Pero también tenemos empresas alemanas, suizas, francesas, de todo el mundo. Entonces, no es tan fácil decir de un día para otro que las empresas estadounidenses regresen a EE. UU. porque aquí les vamos a cobrar el 10% ó el 15% de ISR y con eso vamos a compensar el impuesto del 20 ó 25 % que le vamos a poner a los productos que ingresan a EE. UU. Eso va contra las normas de la Organización Mundial de Comercio. Entonces, lo puede intentar el gobierno estadounidense, pero que lo llegue a hacer y estructurar, como lo dije anteriormente, tiene que pasar por un proceso de legislación.

LM.- Respecto a la subida del dólar frente al peso, hemos visto cómo el peso pasó de 13 a 22. ¿Han sido las especulaciones lo que han puesto así de alto al peso?

LPB- Yo pienso que sí. No soy experto en cuestión monetaria y de cambios en la moneda pero yo creo que sí. No le encuentro otra explicación.

LM.- ¿Por qué algunos no pueden seguir trabajando tranquilamente?

LPB- Por las amenazas. Por la forma en la que las comunicaciones se dan hoy en día inmediatamente, entonces todo el mundo estamos asustados y eso paraliza y causa especulación.

Estamos exactamente igual que cuando estaba Obama, no ha habido ningún cambio. Todo sigue igual.

LM.- ¿Estaremos aplicando la teoría de pánico moral?

LPB- Sí claro, es por el famoso rumor de lo que va a pasar y empieza uno a pensar “si pasa esto, ¿qué voy a hacer?” y lo único que causa es tensión, una tensión regional y ahora mundial.

Agregó:

Dentro de la tempestad hay que estar tranquilos, contentos con ánimo, con ganas de seguir trabajando. Hay que consumir aquí lo que estamos produciendo en Nuevo Laredo y en México.

Hay que invertir y que circule nuestro peso en la ciudad porque el dólar está muy caro  y consumir lo que producimos en México. 

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp

- ARTÍCULOS RELACIONADOS -

- DÉJANOS TUS COMENTARIOS -

-- ARTÍCULOS POPULARES --

- ESTAMOS EN FACEBOOK -

- ÚLTIMOS TUITS -

© [wpdts-year] - LIGHTS MAGAZINE Ilumina tu mente es
una marca registrada ante IMPI. Nuevo, Laredo Tamaulipas,
México CP 88270 Tel. 867-719-1642

POLÍTICA DE PRIVACIDAD